Kalypso

por | Nov 17, 2021 | Moda años 50

El terciopelo ocupa un lugar destacado en nuestra colección de invierno, tanto para el día como para la noche, por su elegancia y comodidad.

 

El terciopelo es una tela de gran versatilidad. Transmite una estética lujosa y, sin embargo, es muy cómoda de llevar. Esa es una de las cualidades más atractivas del terciopelo.

Permite crear desde looks ultra femeninos y sexys a otros más “rockeros” y arriesgados.

Este tejido aporta mucho juego de contrastes entre el mate y el brillante y da un toque interesante al look. Combina a la perfección con otros tejidos y con casi todo tipo de prendas. Por ejemplo, con los tejanos o las transparencias convierte los looks sofisticados en más urbanos. 

 

Si vestimos un terciopelo negro podemos mezclarlo con otras prendas negras que sean de lana o una gabardina. 

 

Un punto a favor de las prendas elaboradas con este material es que son muy cálidas, blandas y muy agradables de llevar.

 

El pantalón de terciopelo negro de estilo masculino será tu favorito para lucir los fines de semana de invierno.

 

Hace años, los payeses lucían este tipo de tejido para trabajar ya que es muy cómodo.

 

Para causar impacto, el rojo es una elección perfecta. 

Te presentamos nuestra falda de vuelo Corinne Combinada con el Top cruzado  terciopelo Yvonne

 

Las películas en color abrieron nuevas posibilidades para el vestuario de Hollywood. El rojo en particular se destacó en la pantalla, evocando peligro, glamour y sensualidad. 

 

Incluso las películas de hoy en día reconocen la influencia de la Edad de Oro de Hollywood. ¿Quién podría olvidar a Jessica Rabbit?

 

Sigue este link para ver la actuación de Evita Mansfield como Jessica Rabbit versión Burlesque

 

Ten muy en cuenta las características propias del terciopelo y elige las prendas que te favorecen. Por ejemplo, un pantalón de terciopelo será perfecto si buscas aportar volumen a tus curvas.

Un top, te ayudará a realzar el escote.

Con la falda de capa en terciopelo rojo o verde volarás en la pista de baile y en las calles por su aporte extra de caída.

 

 

Nuestro terciopelo tiene un brillo espectacular y un mantenimiento sin dramas. Comprueba en este video cómo luce.

 

 

Este tejido tradicionalmente ligado a la realeza y a la burguesía adinerada siempre se había asociado al lujo y al diseño de calidad. El terciopelo era de seda, la variedad más exquisita pero también la más delicada. Con el tiempo pierde su brillo y las manchas son difíciles de eliminar. En la actualidad existen muchos tipos de terciopelo más asequibles.

Nuestras prendas se confeccionan con un tejido stretch con base de poliamida que es ideal por tener mucha caída para faldas, vestidos, pantalones y tops. Se caracteriza por su suavidad y resistencia e imita el brillo y las características de los de seda.  

Se puede poner en la lavadora en programa a suave 30º y para quitar las arrugas, se puede aplicar vapor pero siempre al revés y a unos 15-20 centímetros de distancia. 

Mejor evitar la secadora de tambor giratorio.

Para la diseñadora, Eva Bayrak, los vestidos del Old Hollywood son una fuente de inspiración inagotable. Desde el vestido “Put the Blame on Mame” de Rita Hayworth hasta el impactante vestido rosa de Marilyn Monroe en” Diamonds are a Girl’s Best Friend” , el viejo Hollywood produjo estilos fabulosamente memorables.

Los vestidos de noche de la década de 1930 eran delicias sensuales, que mostraban pero ocultaban la forma simultáneamente.

 A partir de 1940 y gracias a los avances en la tecnología aplicada en la lencería, comenzamos a ver que los estilos sin tirantes se ponen de moda.

Me gustaría que confiaras en mí porque sé de lo que hablo. No por mis títulos ni por mio experiencia en la industria de la moda sino porque consumo de manera compulsiva todo lo relativo a la estética de las divas de hollywood desde los 16. A menudo ha sido imposible hallar mis objetos de deseo y los he tenido que crear. Me considero una experimentada artesana de la moda retro de inspiración vintage.